Enka Tripiana

Lucas

1 149
fernan-dodelgado-y-sus-perros

Muchas veces me he preguntado cuánto de importante es un personaje público para hacer llegar a la gente un mensaje no embotellado. Un mensaje, claro está, que corre el riesgo de convertirse en un mero trámite de celeridad aduanero o de enviudar nada más casarse. La música, la pintura, la literatura tienen ese don especial y afortunadamente hay muchos dones sueltos.

Fernando Delgado es uno de ellos, uno de esos que tanto defienden a los animales y lo hace no sólo cuando sueña y escribe sus novelas sino en su vida diaria, en la que ha afirmado en más de una ocasión que desconfía de aquellos que son crueles con los animales, en la que ha adoptado una galga abandonada y en la que suele hablar cada día con Lucas, su mejor amigo, al que ha dedicado su último libro.

Me llamo Lucas y no soy perro es un libro de fácil lectura, un cuento, dicen, para adultos pero que deberían de leer muchos niños como manual de aprendizaje para saber lo que es el respeto, la lealtad, la añoranza y el amor, pero también el abandono, la mentira, la crueldad y la muerte. Nuestro principal personaje pasa por muchas de esas sensaciones a lo largo de su vida, vive con la familia que le ha tocado vivir, ama a su ‘madre’ por encima de todas las cosas, sufre la indiferencia, el abandono, y huele a distancia a las personas que no lo quieren. Lucas es un perro que quiere ser niño y su ‘hermano’ quiere ser perro y ladra corriendo por toda la casa, para su ‘hermana’ es invisible, su ‘abuelo’ se lo quiere comer y su ‘padre’ no lo quiere porque su madre “lo adora” por encima de todas las cosas hasta el punto de dejarlo todo por ir en su busca cuando “se pierde” porque su corazón sabía que su Lucas nunca la abandonaría. Y qué razón tenía.

Fernando Delgado descorcha en su libro la caja de pandora del ser humano y lo bendice antes los ojos de uno de los animales más fieles, el perro. Amante de los animales, el escritor canario ha manifestado en muchas ocasiones que vivimos en un país intolerante donde no se respeta a los animales, donde se les tortura y lo más triste, se disfruta con ello. Me llamo Lucas y no soy perro no es una novela de ficción, es la opinión novelada pero real de un personaje público que espero su mensaje llegue a muchos puertos.

Acerca del autor / 

Enka Tripiana

No le gustan las definiciones personales pero sí AMA con todas sus letras a los ANIMALES y su entorno. Con este espacio pretende viajar hacia la consciencia humana con el único objetivo de la sensibilización hacia ellos.

1 comentario

  1. anibal montes 16 enero, 2014 en 6:40 pm -  Responder

    muy bueno Enka T !!!!

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo no se publicará. Los campos requeridos están resaltados *


*

Celebra tus eventos en…

¡Anúnciate!

MyMadness Agencia

En Mymadness Agencia de Comunicación, tenemos experiencia y muchas ganas de ayudarte, podemos hacerte el desarrollo integral de tu marca, Infórmate de todo lo que podemos hacer por ti.

Contacto

Mándanos un correo y te responderemos con la mayor brevedad posible ¡Gracias! hola@mymadness.es
Granada | Spain